Estudiantes desatendidos

Estándar

 

El vicesecretario general del Sindicato de Periodistas de Madrid, Ángel Gonzalo, explica la situación actual de los becarios.

Quienes estudian en la Universidad también miran de soslayo hacia la crisis financiera. En algunos casos, la tan nombrada crisis que está sirviendo de excusa para llevar a cabo cierres, masivos despidos y ajustes de plantilla en numerosos medios de comunicación, también puede abrir puertas a la contratación de jóvenes licenciados o estudiantes de últimos cursos para cubrir puestos de trabajo vacantes. En algunos casos, estas oportunidades laborales pueden convertirse en sustituciones encubiertas de trabajadores por mano de obra barata. Es necesario permanecer alerta para que esto no se produzca.

Los derechos no pueden depender de las variables económicas. No pueden restringirse ni dictarse normas especiales que rebajen los estándares. La figura del becario, estigmatizada como chico o chica para todo pero con menor sueldo, debe desterrase del ámbito profesional de la comunicación.

Para lograr este objetivo, los becarios en primer lugar deben ser conscientes de que tienen derechos; las universidades deben prestarles apoyo supervisando las prácticas en las empresas; y las empresas deben asegurar que se respetan las condiciones de trabajo consensuadas. Este escenario casi nunca es real. Lo extraordinario es que las prácticas se realicen de acuerdo con la legalidad. La cadena de abusos es amplia, pero los más importantes suelen ser: salarios muy bajos o inexistentes, horarios abusivos y competencias excesivas. Con este panorama, los becarios son el eslabón más débil, se encuentran desorientados y no saben a quién acudir.

BecarioComo ejemplo, el SPM ha recibido en los últimos meses notificaciones de irregularidades por parte de estudiantes de Periodismo de la Universidad Rey Juan Carlos. Algunas de estas irregularidades son la realización de prácticas sin la debida atención por parte de una persona responsable dentro de la Universidad. Los alumnos se han quejado porque nadie les ayuda durante la negociación de las horas, de los turnos e incluso de la remuneración o del abono de los gastos de transporte o desplazamiento mientras están trabajando en prácticas. Se han producido casos en los que hacer prácticas ha costado dinero a los alumnos. Según hemos sabido, la Universidad tampoco vela por la compatibilidad de los horarios de las prácticas con las clases y eso ha provocado dificultades para cursar otras asignaturas. Siendo las prácticas también necesarias, porque son consideradas como una asignatura más, esta situación ha provocado un problema serio.

Desde el SPM hemos seguido con especial atención este tema y nos hemos dirigido a las autoridades académicas pidiéndoles explicaciones por esta situación, solicitándoles que no vuelvan a producirse y enviándoles un mensaje claro: los estudiantes no están solos. El SPM les respalda frente a los abusos que puedan sufrir. De momento, no hemos recibido respuesta, pero hacer visible esta situación es el primer paso para ponerle fin. La toma de conciencia de los estudiantes es decisiva para frenar las irregularidades. En este caso, también, la suma de todos hace la fuerza y sería muy positivo que quienes trabajan con becarios tengan en cuenta que son compañeros, con o sin crisis económica.

Lee más artículos del Sindicato aquí

Anuncios

Un comentario »

  1. Pingback: Oportunidades que llegan… y se van « Letras de Nueva Información

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s